OS MEUS DESEJOS PARA TODOS

RecadosOnline.com

terça-feira, 28 de abril de 2009

CATALINA DE SIENA (e outros)-29-ABRIL

Catalina de Siena, Santa
Doctora de la Iglesia, Abril 29
Catalina de Siena, Santa
Catalina de Siena, Santa

Virgen y Doctora de la Iglesia Patrona de Italia y de Europa

Lo que más maravilla en la vida de Santa Catalina de Siena no es tanto el papel insólito que desempeñó en la historia de su tiempo, sino el modo exquisitamente femenino con que lo desempeñó. Al Papa, a quien ella llamaba con el nombre de “dulce Cristo en la tierra”, le reprochaba la poca valentía y lo invitaba a dejar Aviñón y regresar a Roma, con palabras humanísimas como éstas: “¡Animo, virilmente, Padre! Que yo le digo que no hay que temblar”. A un joven condenado a muerte y a quien ella había acompañado hasta el patíbulo, le dijo en el último instante: “¡a las bodas, dulce hermano mío! que pronto estarás en la vida duradera”. Pero la voz sumisa de la mujer cambiaba de tono y se traducía frecuentemente en ese “yo quiero” que no admitía tergiversaciones cuando entraba en juego el bien de la Iglesia y la concordia de los ciudadanos. Catalina nació en Siena (Italia) el 25 de marzo de 1347 y era la vigésimo cuarta hija de Santiago y Lapa Benincasa. A los siete años celebró su místico matrimonio con Cristo. Esto no se debió a fantasías infantiles, sino que era el comienzo de una extraordinaria experiencia mística, como se pudo comprobar después . A los quince años entró a la Tercera Orden de Santo Domingo, comenzando una vida de penitencia muy rigurosa. Para vencer la repugnancia hacia un leproso maloliente, se inclinó y le besó las llagas. Como no sabía leer ni escribir, comenzó a decir a varios amanuenses sus cartas, afligidas y sabias, dirigidas a Papas, reyes, jefes y a humilde gente del pueblo. Su valiente compromiso social y político suscitó no pocas perplejidades entre sus mismos superiores y tuvo que presentarse ante

Catalina de Siena, Santa
Catalina de Siena, Santa
el capítulo general de los dominicos, que se celebró en Florencia en mayo de 1377, para explicar su conducta. En Siena, en el recogimiento de su celda, dictó el “Diálogo sobre la Divina Providencia” para tributar a Dios su último canto de amor. En los comienzos del gran cisma aceptó el llamamiento de Urbano VI para que fuera a Roma. Aquí se enfermó y murió rodeada de sus muchos discípulos a quienes recomendó que se amaran unos a otros. Era el 29 de abril de 1380: hacía un mes que había cumplido 33 años. Fue canonizada el 29 de abril de 1461. En 1939 fue declarada patrona de Italia junto con San Francisco de Asís, y el 4 de octubre de 1970 Pablo VI la proclamó doctora de la Iglesia, y el 1 de Octubre de 1999 S.S. Juan Pablo II la declaró Patrona de Europa. Además Santa Catalina tiene los siguientes patronatos: ° contra los incendios; ° contra los males corporales; ° contra la enfermedad; ° contra los abortos involuntarios; ° contra las tentaciones; ° Allentown, Pennsylvania; ° para la prevención de incendios; ° de los bomberos; ° de las enfermeras; ° de las personas ridiculizadas por su piedad; ° de los enfermos.

Basilio D´ Ostrog, Santo
Santo de la Iglsia Ortodoxa, Abril 29
Basilio D´ Ostrog, Santo
Basilio D´ Ostrog, Santo

Santo de la Iglesia Ortodoxa Monje

Etimológicamente significa “rey”. Viene de la lengua griega. Lo que sucedió hace pocos años con la guerra de los Balcanes no es nada nuevo. Basilio nació en el seno de una familia muy pobre en un pueblo de Herzegovina, el 12 de diciembre de 1610. Aún siendo pobre, los padres supieron inculcarle un gran amor para los más necesitados que él. Si a todo esto se añade una vida cristiana aprendida en el hogar y transmitida en la práctica a los demás, tenemos como resultado la formación de la fuerte personalidad de Basilio. Así es fácil que surgiera la vocación en el alma de este joven. Efectivamente, se hizo monje. Su misión fundamental, a nivel práctico e intelectual, consistió en la defensa de la fe ortodoxa contra las presiones que ejercían los turcos y contra la propaganda latina que llevaban a cabo los jesuitas. Pero sobre todo le tocó la lotería cuando tuvo que hacer frente al odio suscitado por los cristianos que se habían convertido en musulmanes. Esto fue mucho peor que el enfrentamiento contra los cristianos que se inclinaron por estar unidos a Roma. Cansado de tanta lucha, hizo lo que le pareció más interesante para el resto de su vida: irse lejos, a Rusia; después al Monte Atos para aplacar a aquellos que lo buscaban para matarle. Una vez que murió el metropolitano de Herzegovina, le recayó a él la responsabilidad sustituirle. La opresión turca se reanudó con mayor fuerza y enconamiento contra los Serbios que veían sus iglesias , monasterios e incluso sus casas devastadas por el odio y el rencor. Volvió a retirarse por espacio de 15 años a Ostrog con el fin de seguir fortaleciendo a su pueblo para que se mantuviera fiel a la ortodoxia. El Señor le concedió la paz con una buena muerte en el año 1671. ¡Felicidades a quien lleve este nombre!

Roberto de Molesmes, Santo
Abad, Abril 29
Roberto de Molesmes, Santo
Roberto de Molesmes, Santo
Martirologio Romano: En el monasterio de Molesmes, en Francia, san Roberto, abad, el cual, deseoso de una vida monástica más sencilla y más estricta, ya fundador de monasterios y superior esforzado, ya director de ermitaños y restaurador eximio de la disciplina monástica, fundó el monasterio de Cister, que rigió como primer abad, y llamado de nuevo como abad a Molesmes, allí descansó en paz (1111). Etimológicamente: Roberto = Aquel que brilla por su fama, es de origen germánico.
Nacido alrededor del año 1029, en Champagne, Francia, de padres nobles llamados Thierry y Ermengarde; muerto en Molesmes, el 17 de Abril de 1111. A los quince años de edad comenzó su noviciado en la abadía de Montier-la-Celle, o St.Pierre-la-Celle, situada cerca de Troyes, de la cual posteriormente llegó a ser prior. En 1068 fue sucesor de Hunaut II como abad de St. Michael de Tonnerre, en la diócesis de Langres. En esa época una banda de siete ermitaños que vivían en el bosque de Collan, en la misma diócesis, buscaron tener a Roberto como su jefe, pero los monjes, a pesar de que resistían su autoridad constantemente, insistieron en conservarlo como su abad porque gozaba de una gran reputación y era el ornamento de su casa. Las intrigas de ellos determinaron a Roberto a renunciar a su cargo en 1071 y buscar refugio en el monasterio de Montier la Celle. El mismo año él fue colocado en el priorato de St. Ayoul de Provins, que dependía de Montier-la-Celle. Mientras tanto dos de los eremitas de Collan viajaron a Roma y rogaron a Gregorio VII les concediera como superior al prior de Provins. El Papa accedió a la solicitud y en 1074 Roberto inició a los eremitas de Collan en la vida monástica. Como la localización de Collan fue encontrada inadecuada, Roberto fundó un monasterio en Molesme, en el valle de Langres a fines de 1075. A Molesmes llegó como huésped el distinguido canonista y doctor (écolâtre) de Reims, Bruno, quien en 1082, se colocó él mismo bajo la dirección de Roberto, antes de fundar la celebrada orden de Chartreux (Cartuja). En ese tiempo la primitiva disciplina estaba aun en pleno vigor, y los religiosos vivían del trabajo de sus manos. Pronto, sin embargo, el monasterio llegó a enriquecerse a través de una multitud de donaciones, y con la riqueza, a pesar de la vigilancia del abad, vino el aflojamiento de la disciplina. Roberto se esforzó en reestablecer la primitiva austeridad, pero los monjes mostraron tanta resistencia que abdicó y dejó el cuidado de su comunidad a su prior, Alberico, quién se retiró en 1093. Al año siguiente él volvió con Roberto a Molesme. El 29 de Noviembre de 1095, el Papa Urbano II confirmó el instituto de Molesme. En 1098 Roberto, aún incapaz de reformar a sus rebeldes monjes, obtuvo de Hugo, arzobispo de Lyons y Le gado de la Santa Sede, autoridad para fundar una nueva orden conforme a nuevas reglas. Veintiún religiosos dejaron Molesmes y alegremente se pusieron en camino hacia un lugar deshabitado llamado Cister en la diócesis de Chalons, y la abadía de Cîteaux fue fundada el 21 de Marzo de 1098. Dejados a sí mismos, los monjes de Molesmes apelaron al Papa, y Roberto fue reestablecido en Molesme, que desde entonces llegó a ser un ardiente centro de vida monástico. Roberto murió el 17 de Abril de 1111 y fue sepultado con gran pompa en el iglesia de la abadía. El Papa Honorio III en 1222, mediante Cartas Apostólicas, autorizó su veneración en la iglesia de Molesmes y poco después esa veneración se extendió a la Iglesia entera mediante un Decreto pontificio. La fiesta fue fijada inicialmente el 17 de Abril, pero luego fue transferida al 29 de Abril. La abadía de Molesmes existió hasta la Revolución Francesa. Los restos del santo fundador se conservan en la iglesia parroquial.
Cristino, Santo
Mártir, Abril 29
Cristino, Santo
Cristino, Santo
Cristino, es el santo patrón de Portoferraio, ciudad italiana situada en la isla de Elba. Su reliquia llamada devotamente "cuerpo santo" es conservada y venerada en la iglesia perteneciente a la "Cofradía de la Misericordia". En 1661 el "cuerpo santo" fue descubierto en las catacumbas romanas de Priscila. El portoferraiense Antonio Vai, perteneciente a la Cofradía de la Misericordia recaló casualmente por Roma. El Papa de aquel entonces, Alejandro VII decidió donar el cuerpo santo a la comunidad de Portoferraio. La reliquia llegó un 29 de abril, día que se convierte en fiesta patronal para toda la comunidad portoferraiense. En 1764, el papa Clemente XIII aprueba la elección de San Cristino como santo patrón de la ciudad. Es entonces, el 7 de abril de 1764 cuando la S. Congregazione dei Riti, concede a la fiesta de San Cristino todos los honores al ser la celebración del principal protector de Portoferraio. El 9 de agosto de 1764 el emperador Francisco I muestra su beneplácito mediante un decreto. Por ocasión de sus fiestas, generalmente se abre la cripta donde reposan los restos de San Cristino, y se exponen en la iglesia de la cofradía, tras lo cual se trasfieren al Duomo de la ciudad. Tras esto se lleva a cabo una celebración religiosa y la urna con los restos de San Cristino es llevada por las calles del casco antiguo de la ciudad repartiendo su bendición sobre la ciudad.
> Inglés > Francés > Italiano
El lugar de encuentro de los católicos en la red
Autor: Xavier Villalta Antonio Kim Song-u, Santo
Catequista e Mártir, Abril 29
Antonio Kim Song-u, Santo
Antonio Kim Song-u, Santo
Nació en Gusan, Corea del Sur, en el año 1795. En Seúl, en Corea, san Antonio Kim Song-u, catequista y mártir, que acostumbraba a reunir en su casa a varios fieles hasta que, encerrado en prisión, fue estrangulado el 29 de abril de 1841. Fue canonizado, junto con otros 102 mártires coreanos, por S.S. Juan Pablo II el 6 de mayo de 1984.
Andrés Kim, Pablo Chong e companheiros, Santos
Mártires Coreanos, Setembro 20
Andrés Kim, Pablo Chong y compañeros, Santos
Andrés Kim, Pablo Chong y compañeros, Santos

Santos Mártires Coreanos Andrés Kim Tae-Gon e Pablo Chong Ha-Sang

Andrés Kim Tae-Gon, nació el 21 de agosto de 1821 en Solmoe (Corea). Sus padres eran Ignacio Kim Chejun y Ursula Ko. Era niño cuando la familia se trasladó a Kolbaemasil para huir de las persecuciones. Su padre murió mártir el 26 de septiembre de 1839. También su bisabuelo Pío Kim Chunhu había muerto mártir en el año 1814, después de diez años de prisión. Tenía quince años de edad cuando el padre Maubant lo invitó a ingresar al seminario. Fue enviado al seminario de Macao. Hacia el año 1843 intentó

Andrés Kim, Pablo Chong y compañeros, Santos
Andrés Kim, Pablo Chong y compañeros, Santos
regresar a Corea con el obispo Ferréol, pero en la frontera fueron rechazados. Se ordenó diácono en China en el año 1844. Volvió a Corea el 15 de enero de 1845. Por su seguridad sólo saludó unos cuantos catequistas; ni siquiera vio a su madre quien, pobre y sola, tenía que mendigar la comida. En una pequeña embarcación de madera guió, a los misioneros franceses hasta Shangai, a la que arribaron soportanto peligrosas tormentas. En Shangai recibió la ordenación sacerdotal de manos de monseñor Ferréol el 17 de agosto de 1845, convirtiéndose en el primer sacerdote coreano. Hacia fines del mismo mes emprendió el regreso a Corea con el obispo y el padre Daveluy. Llegaron a la Isla Cheju y, en octubre del mismo año, arribaron a Kanggyong donde pudo ver a su madre. El 5 de junio de 1846 fue arrestado en la isla Yonpyong mientras trataba con los pescadores la forma de llevar a Corea a los misioneros franceses que estaban en China. Inmediatamente fue enviado a la prisión central de Seúl. El rey y algunos de ministros no lo querían condenar por sus vastos conocimientos y dominar varios idiomas. Otros ministros insistieron en que se le aplicara
Andrés Kim, Pablo Chong y compañeros, Santos
Andrés Kim, Pablo Chong y compañeros, Santos
la pena de muerte. Después de tres meses de cárcel fue decapitado en Saenamt´õ el 16 de septiembre de 1846, a la edad de veintiséis años. Antes de morir dijo: ¡Ahora comienza la eternidad! y con serenidad y valentía se acercó al martirio. Pablo Chong Ha-Sang nació en el año 1795 en Mahyon (Corea) siendo miembro de una noble familia tradicional. Después del martirio de su padre, Agustín Chong Yakjong, y de su hermano mayor Carlos, ocurridos en el año 1801, la familia sufrió mucho. Pablo tenía siete años. Su madre, Cecilia Yu So-sa, vio cómo confiscaban sus bienes y les dejaban en extrema pobreza. Se educó bajo los cuidados de su devota madre. A los veinte años dejó su familia para reorganizar la iglesia católica en Seúl y pensó en traer misioneros. En el año 1816 viajó a Pekín para solicitar al obispo algunos misioneros; se le concedió uno que falleció antes de llegar a Corea. Él y sus compañeros escribieron al papa para que enviara misioneros. Finalmente gracias a los ruegos de los católicos, el 9 de septiembre de 1831 se estableció el vicariato apostólico de Corea y se nombró su primer obispo encargando a la Sociedad de las Misiones Extranjeras de París la evangelización de Corea. Pablo introdujo al obispo Ímbert en Corea, lo recibió en su casa y lo ayudó durante su ministerio. Monseñor Ímbert pensó que Pablo podía ser sacerdote y comenzó a enseñarle teología... Mientras tanto brotó una nueva persecución. El obispo pudo escapar a Suwon. Pablo, su mamá y su hermana Isabel fueron arrestados en el año 1839. Aguantó las torturas hasta que fue decapitado a las afueras de Seúl el 22 de septiembre. Poco después también su madre y su hermana sufrieron el martirio. Los dos forman parte de 103 mártires canonizados por S.S. Juan Pablo II el 6 de mayo de 1984, en Seúl, Corea.

http://es.catholic.net/santoral Recolha, transcrição sem tradução, por falta de tempo, por António Fonseca

UM ANO COM SÃO PAULO (9)

CONTINUAÇÃO (9) Do livro "Um ano com São Paulo" da Editorial Missões - Cucujães, escrito pelo Pde. Januário dos Santos, com os textos bíblicos retirados da BÍBLIA SAGRADA, (tradução dos Monges de Maredsous) e publicado em Junho de 2008, passo a transcrever (com a devida vénia) alguns dos textos dos Actos dos Apóstolos e das Epístolas de S. Paulo, - ali inseridos - desde 19 de Abril: Dias 16, 17, 18, 19 e 20 de Fevereiro
RESSURREIÇÃO DE UM RAPAZ EM TRÓADE (Act. 20, 7-12)
Num dia de Domingo, à noite, celebrava-se a Eucaristia no salão do terceiro andar de uma casa particular. Paulo iria viajar no dia seguinte. Por isso, a sua pregação prolonga-se. Embora o salâo estivesse bem iluminado, um rapaz, de nome Eutico, sentado no peitoril da janela (a sala estava à cunha) deixa-se vencer pelo sono e cai. Levantam-no como morto. Há grande confusão. Paulo que tinha acabado de celebrar o Ressuscitado na Eucaristia, mostra a força da ressurreiçâo chamando-o à vida e a celebração termina no meio de uma alegria serena.
7 No primeiro dia da semana, estando nós reunidos para partir o pão, Paulo que havia de viajar no dia seguinte, conversava com os discípulos e prolongou a palestra até à meia noite. 8 Havia muitas lâmpadas na sala, onde nos encontrávamos reunidos. 9 Aconteceu que um rapaz, chamado Eutico, que estava sentado numa janela, foi tomado de profundo sono, enquanto Paulo ia prolongando o seu discurso. Vencido pelo sono, caiu do terceiro andar abaixo, e foi levantado morto. 10 Paulo desceu, debruçou-se sobre ele, tomou-o nos braços e disse: "Não vos perturbeis, porque a sua alma está nele." 11 Então subiu, partiu o pão, comeu e falou-lhes largamente até ao romper do dia. Depois partiu. 12 Quanto ao rapaz, levaram-no dali vivo, cheios de consolação. Frase para recordar: Não vos perturbeis porque a sua alma está nele.
VIAGEM PARA MILETO (Act. 20, 13-16) Ao chegar a Mileto, Paulo manda chamar os anciãos de Éfeso e faz-lhes um discurso emotivo. Ele não está às portas da morte mas sabe que não voltará a ver essa comunidade querida. Começa por descrever a sua actuação apostólica e o futuro incerto que o espera.
17 Mas de Mileto mandou a Éfeso chamar os anciãos da Igreja. 18 Quando chegaram, e estando todos reunidos, disse-lhes: "Vós sabeis de que modo sempre me tenho comportado para convosco, desde o primeiro dia em que entrei na Ásia. 19 Servi ao Senhor com toda a humildade, com lágrimas e no meio das provações que me sobrevieram pelas ciladas dos judeus. 20 Vós sabeis como não tenho negligenciado, como não tenho ocultado coisa alguma que vos podia ser útil. Preguei e instruí-vos publicamente e dentro de vossas casas. 21 Preguei aos judeus e aos gentios a conversão a Deus e a fé em nosso Senhor Jesus. 22 Agora constrangido pelo espírito, vou a Jerusalém, ignorando a sorte que ali me espera. 23 Só sei que, de cidade em cidade, o Espírito Santo me assegura que me esperam em Jerusalém cadeias e perseguições. 24 Mas nada disso temo, nem faço caso da minha vida, contanto que termine a minha carreira e o ministério da palavra que recebi do Senhor Jesus, para dar testemunho do Evangelho da graça de Deus".
Frase para recordar: Preguei a judeus e aos gentios a conversão a Deus e a fé em nosso Senhor Jesus.
CONCLUSÃO DO DISCURSO AOS ANCIÃOS DE ÉFESO (Act. 20, 25-38)
25 "Sei agora que não tornareis a ver a minha face, todos vós, por entre os quais andei pregadoo o reino de Deus 26 Portanto hoje eu protesto diante de vós que sou inocente do sangue de todos. 27 porque nada omiti no anúncio que vos fiz dos desígnios de Deus. 28 Cuidai de vós mesmos e de todo o rebanho sobre o qual o Espírito Santo vos constituiu bispos, para pastorear a Igreja de Deus, que ele adquiriu com o seu próprio sangue. 29 Sei que depois da minha partida se introduzirão entre vós lobos cruéis, que não pouparão o rebanho. 30 Mesmo dentre vós surgirão homens que hão-de proferir doutrinas perversas, com o intento de arrebatarem atrás de si os discipulos. 31 Vigiai! Lembrai-vos, portanto, de que por três anos não cessei , noite e dia, de admoestar, com lágrimas, a cada um de vós. 32 Agora eu vos encomendo a Deus e à palavra da sua graça, àquele que é poderoso para edificar e dar a herança com os santificados. 33 De ninguém cobicei prata, nem ouro, nem vestes. 34 Vós mesmo sabeis: estas mãos proveram às minhas necessidades e às dos meus companheiros. 35 Em tudo vos tenho mostrado que assim, trabalhando, convém acudir aos fracos e lembrar-se das palavras do Senhor Jesus, porquanto ele mesmo disse: É maior felicidade dar do que receber!" 36 A estas palavras, ele pôs-se de joelhos a orar. 37 Derramaram lágtimas e lançaram-se ao pescoço de Paulo para abraçá-lo, 38 aflitos, sobretudo pela palavra que tinha dito: "Já não vereis mais a minha face." Em seguida, acompanharam-no até ao navio.
Frase para recordar: Encomendo-vos a Deus e à palavra da sua graça.
PASSAGEM POR TIRO (Act. 21, 1-7) Nas costas do Egeu, pelo ano 54, já havia muitas comunidades cristãs. Em todas, Paulo era muito bem recebido.
1 Depois de nos separarmos dele, embarcámos e fomos em direcçao a Cós, e, no dia seguinte, a Rodes e dali a Pátara.
2 Encontrámos aí um navio que ia partir para a Fenícia. Entrámos e seguimos viagem. 3 Quando estávamos à vista de Chipre, deixando-a à esquerda, continuamos rumo à Síria e aportámos em Tiro, onde o navio devia ser descarregado. 4 Como encontrássemos uns discípulos, detivemo-nos com eles por sete dias. Eles, sob a inspiração do espírito, aconselhavam Paulo a que não subisse a Jerusalém. 5 Mas, passados que foram esses dias, partimos e seguimos a nossa viagem. Todos eles com suas mulheres e filhos acompanharam-nos até fora da cidade. Ajoelhados na praia, fizemos a nossa oração. 6 Despedimo-nos então e embarcámos, enquanto eles voltaram para suas casas. 7 Navegando, fomos de Tiro a Ptolomaida, onde saudámos os irmãos, passando um dia com eles.
Frase para recordar: ajoelhados na praia, fizemos a nossa oração
Recolha e transcrição do livro UM ANO COM SÃO PAULO Pde Januário dos Santos Ed. Editorial Missões Cucujães-2008 António Fonseca

PEDRO CHANEL, Santo (e outros)

Catholic.net Sacerdote e Mártir, Abril 28 Fonte: Catholic.net Autor: P. Ángel Amo

Sacerdote e Mártir

Futuna é uma pequena “expressão geográfica”, uma das ilhas Fiji, assinalada nos mapas com um ponto entre o Equador e o trópico de Capricórnio no imenso oceano Pacífico. Hoje é uma possessão francesa, meta de turistas amantes do exótico. Os habitantes são católicos e vivem uma vida pacífica. Mas há 140 anos, precisamente em 12 de Novembro de 1837, quando desembarcou ali o missionário marista Pedro Chanel, junto com um companheiro laico, a ilha estava dividida por duas tribos continuamente em guerra.
Só a valentia e a caridade de um homem de Deus podiam escolher esta meta com todos os riscos que tinha. Com efeito, Pedro Chanel concluiu aqui sua aventura de evangelizador, assassinado a golpes de garrote e machado em 28 de abril de 1841 pelo genro do chefe da tribo Musumusu, enfurecido porque entre os convertidos ao cristianismo se encontravam alguns membros de sua família.
Pedro Chanel havia nascido em Cuet (França) em 12 de Julho de 1803. Aos doze anos, por convite do zeloso pároco Trompier, começou os estudos sacerdotais, e em 1824 entrou no seminário maior de Bourg, onde três anos depois foi ordenado sacerdote.
Houvera querido ir imediatamente a terra de missão, mas o ordinário do lugar tinha muita necessidade de sacerdotes. Foi coadjutor em Amberieu e em Gex, onde se uniu a um grupo de sacerdotes diocesanos, os maristas, que no mesmo ámbito paroquial viviam o ideal missionário sob a guia do Padre Colin. A Sociedade de Maria, aprovada pelo Papa em 1836, contou entre seus primeiros membros o Padre Chanel, que nesse mesmo ano embarcou no Havre em Valparaíso, com destino a Oceânía. Quando a nave chegou a Futuna, se convidou o Padre Chanel a permanecer aí com o companheiro laico Nicezio, que tinha vinte anos.
Foi lenta e paciente a tarefa de penetração no pequeno mundo dessa gente tão diferente nos costumes de vida e na mentalidade. Mas o anúncio do Evangelho foi calando nas jóvens generações.
Este êxito suscitou ao mesmo tempo a hostilidade das velhas gerações. O tributo de sangue de Pedro Chanel foi o preço para abrir finalmente as portas à evangelização de toda a ilha. O novo mártir cristão, beatificado em 7 de Novembro de 1889, foi canonizado em 12 de Junho de 1954 e declarado padroeiro de Oceânia.
Luis María Grignion de Montfort, Santo
O santo da verdadeira devoção Mariana. Abril 28
Luis María Grignion de Montfort, Santo
Luis María Grignion de Montfort, Santo

O santo da verdadeira devoção Mariana

A Divina Providência preparou este grande santo e o deu ao mundo no final do Século XVII e apenas começado eo XVIII.
Nascido em 1673 em França, recebe sua educação num dos Colégios da Companhia de Jesus em 1700 se ordena sacerdote.
Morrerá em 1716, havendo realizado em tão curta carreira quantidade de missões populares, deixado os cimentos de duas congregações religiosas (que não chegou a ver em vida), restaurado templos da Virgem ruínosos ou abandonados e, sobretudo, arrancando as almas das garras do jansenismo para devolvê-las ao amor ardente de Deus, mediante a contemplação terna de Jesus Crucificado e a verdadeira devoção a María Santíssima.
O jansenismo apartava as almas da intimidade com Deus, da relação simples e confiada característica do espírito de filiação que é fruto do Espírito Santo e a presença de Maria na vida do cristão, acentuando em forma desmedida a Majestade e Santidade Infinita de Deus e nossea indignidad. Daí a obssessão por intermináveis preparações, exames de consciência mais que escrupulosos, voltas e revoltas sobre si mesmo, como se não tivesse que alcançar certo grau de perfeição prévia para receber os Sacramentos... ¡que são os que, na realidade, nos curam e nos aperfeiçoam..!
A graça seria (dentro deste esquema), mais bem um prémio ao próprio esforzo, tal como Jesus nos ilustra na parábola do fariseu e o publicano, que muitos não comprendem todavía...
E ainda nós mesmos, cada vez que tememos acercar-nos ao sacramento da Confissão ‘’porque tenho demasiadas culpas...’’. ¿E para quê este Sacramento? Precisamente porque temos demasiadas culpas, necessitamos confessar-nos com frequência e comungar, porque sós Jesus Cristo nos lava de nossas culpas e nos fortalece para que as recaídas se vão extinguindo, pouco a pouco.
Luis Maria Grignion de Montfort reage com santa violência ante o estrago que semelhante postura causava dentro da Igreja nesse momento, e ante a difusão de uma falsa sabedoria no ambiente intelectual cristão, que desdenha a radicalidade do Evangelho e foge do Caminho da Cruz.
Tanto em suas missões populares como em seus escritos, planta firmemente a Cristo Crucificado (cume da verdadeira sabedoria, a sabedoria Divina), e a devoção a Maria como meio insubstituível e necessário para que Cristo se forme realmente em cada alma baptizada.
O desenvolovimento destas ideias o realiza em sua primeira obra: ‘’O Amor da Sabedoria Eterna’’ (1703-1704). O capítulo XVII deste livro é já uma antecipação do que explicará largamente acerca do papel de María Santíssima em nossa santificação, no célebre ‘’Tratado da Verdadeira Devoção à Santísima Virgem’’ (1712, aprox.). Valiosísimos conselhos de ordem prática para viver a dependência total de María nos são dados em sua outra obra: ‘’O Secredo de Maria’’, como resumo e complemento do ‘’Tratado...’’.
O Filho de Deus, segunda. Pessoa da Santíssima Trindade (ou também ‘’Verbo’’, ou ‘’Sabedoria Eterna’’), há querido salvar-nos e glorificar ao Pai fazendo-se homem e morrendo na Cruz. E tudo isto o realizou Por Maria, Com Maria, Em Maria e Para Maria, porque a Ela se entregou primeiro e para Ela em primeiro lugar derramou seu Sangue Precioso. Não há querido vir a nós directamente, senão através de Maria.
E assim o segue fazendo, porque há feito de sua Mãe verdadeira Mãe nossa, ‘’Mater Gratiae’’, Mãe da Graça em nossas almas. O Espírito Santo realiza cada dia o milagro de formar a Cristo no baptizado em união com Maria, tal como o fez desde o princípio. ¿Queres saber mais? Consulta corazones.org. In: es-catholic.net
Luquesio y Buonadonna de Poggibonsi, Beatos Terciarios Franciscanos, Abril 28
e
Luquesio y Buonadonna de Poggibonsi, Beatos
Luquesio y Buonadonna de Poggibonsi, Beatos
Luquésio nasceu em Gaggiano, lugar de Chianti. Sempre havia desejado seguir a carreira das armas e era do partido dos Güelfos. Mas depois de haver participado nas lutas políticas a suas próprias expensas, decidiu retirar-se e semudou a Poggibonsi (Siena), onde começou a exercer o comércio com o qual recuperou sua estatura económica perdida nas lides políticas. Casado, era muito consciente de que uma mulher é muto boa se não malbarata a fazenda. Mas pouco a pouco, de avaro que era, começou a ser generoso e foi acercando-se paulatinamente às práticas piedosas, assim como sua mulher. Ambos esposos eram bem diferentes do que havia sido em jovens. Naquele tempo passou pela região S. Francisco, a quem Luquésio conhecia já como filho de seu colega Pedro de Bernardone, mas logo conseguiu conhecê-lo também como santo e o alojou gostoso em sua casa. Impressionados por seu espírito de pobreza e simplicidade, ele e sua esposa Buonadonna foram perguntar a S. Francisco como podiam eles, casados e com filhos, seguir o caminho do Evangelho e poder ter uma regra como já lhes havia dado aos Irmãos e às Irmãs. Devia ser uma norma de vida cuja observância servisse para imitar aqueles que se haviam consagrado a Deus.
Com tal fim Francisco vinha pensando já de tempo atrás numa institução que agrupasse sob uma regra de vida também aos laicos casados e trabalhadores, que pelo mesmo não podiam observar completamente os três votos de castidade, pobreza e obediência.
O que em última instância o levou a concretizar esta ideia foi a petição dos dois esposos de Poggibonsi. Deu a Luquésio e a sua mulher um vestido semelhante ao dos Irmãos. Mais tarde lhes enviou a regra da chamada «Terceira Ordem Franciscana», definida como «medula do santo Evangelho».
Os terceiros franciscanos se difundiram rapidamente e de maneira surpreendente, pode dizer-se que nos séculos sucessivos muitos em Europa foram terceiros franciscanos. Em Itália, entre as glórias da Terceira Ordem se contam Giotto de Bondone, Dante Alighieri e Cristóbal Colón.
A tradição segundo a qual os dois esposos de Poggibonsi foram os dois primeiros terceiros franciscanos não é segura. Mas eles foram os primeiros a alcançar a glória do altar porque em Poggibonsi o culto aos beatos Luquésio e Buonadona começou imediatamente depois de sua morte.
Muitos episódios, prodigiosos ou edificantes se narram acerca do resto de sua vida, que certamente se desenvolveu santamente, em busca de uma perfeição sempre crescente, seguindo cada vez mais estritamente a regra dada por S. Francisco para a Terceira Ordem. Luquésio e Buonadona foram os primeiros em praticá-la, como meio de honestidade, de paz e de amor na terra, e de eterna bem-aventurança no céu. Morreu em 26 de Abril de 1260 e seu corpo se venera na igrejaqa dos Irmãos menores. Inocêncio XII em 1694 concedeu ofício e missa em sua honra.
María Luisa de Jesus, Beata
Co-fundadora, Abril 28
María Luisa de Jesús, Beata
María Luisa de Jesús, Beata

Co-fundadora das Filhas da Sabedoria

María Luisa Trichet (en religión María Luisa de Jesús), com S. Luis María Grignion de Montfort, é a co-fundadora da Congregação das religiosas, chamadas Filhas da Sabedoria.
Nacida en Poitiers (Francia), el 7 de mayo de 1684, fue bautizada el mismo día. Cuarta de una familia de ocho hijos, recibió una sólida educación cristiana tanto en la familia como en la escuela. A los 17 años, encuentra por primera vez a Luis María Grignion de Montfort, quien acaba de ser nombrado capellán del hospital de Poitiers. Su fama de predicador y de confesor es ya notable entre la juventud de esta región del Poitou. Espontáneamente, María Luisa ofrece sus servicios en el hospital: ella consagra una buena parte de su tiempo a los pobres y a los enfermos. Pero, de pronto, Luis María de Montfort le pide de "permanecer" allí. A esta llamada María Luisa responde con un sí total. En el hospital no hay puesto libre para entrar en calidad de "gobernante"... no importa, María Luisa, simplemente, consigue ser admitida como "pobre". Tiene 19 años. "Te volverás loca como este sacerdote" le había dicho su madre. ¡Qué idea, cuando se es bella, joven y de buena familia, llevar un sayal gris (2 de febrero de 1703) y pasar su tiempo a cuidar vagabundos, enfermos y apestados! ¡Qué locura seguir a "este sacerdote loco"! Durante diez años, María Luisa va a desempeñar lo más perfectamente posible su humilde servicio de cuidar lisiados. Luis María de Montfort ha dejado Poitiers; María Luisa está sola. La célebre cruz que Montfort ha dibujado está colocada en el centro del hospital. María Luisa lleva una cruz sobre su sayal gris, pero sobre todo en su corazón. En efecto, ella debe realizar el servicio agotador de cada día, la ausencia de compañeras, el fallecimiento de dos de sus hermanas y de su hermano, joven sacerdote muerto a causa de la peste, víctima de su abnegación. Es el comienzo de una aventura, que es a la vez la historia de la Congregación de las Hijas de la Sabiduría: 1714: Llegada de la primera compañera, Catalina Brunet. 1715: Fundación de la primera comunidad en La Rochelle (Charente) con dos nuevas reclutas: María Régnier y María Valleau. 1716: Muerte prematura de Luis María de Montfort a la edad de 43 años. La joven congregación es desastibilizada por esta noticia tan dolorosa como inesperada. María Luisa experimenta la frase escrita por Luis María de Montfort: "Si no se arriesga algo por Dios, no se hace nada grande por El". Durante 43 años, María Luisa de Jesús, sola, forma sus compañeras, conduce y desarrolla las fundaciones que se multiplican: escuelas de caridad, visitas y cuidados a los enfermos, sopa popular para los mendigos, gestión de grandes hospitales marítimos en Francia. Los pobres del hospital de Niort (Deux-Sèvres) la llaman "la Buena Madre Jesús". ¡Es decirlo todo! Su programa de vida es muy simple: "Es necesario que yo ame a Dios oculto en mi prójimo" (Coro de un cántico compuesto por Luis María de Montfort destinado a las Hijas de la Sabiduría). Cuando ella muere en Saint-Laurent-sur-Sèvre (Vendée) el 28 de abril de 1759, la Congregación cuenta con 174 religiosas presentes en 36 comunidades, más la Casa Madre. Luis María de Montfort y María Luisa de Jesús descansan juntos en la iglesia parroquial de San Lorenzo. Desde esta fecha, millares y millares de Hijas de la Sabiduría (16.883) han calmado su sed de Sabiduría en la Locura del Amor de Dios y de los Pobres. Hoy, más de 2.500 continúan esta aventura en los 5 continentes. El 16 de mayo de 1993, María Luisa de Jesús (Trichet) fue declarada "Bienaventurada" (Beata) por el Papa Juan Pablo II en Roma. El 19 de septiembre de 1996, el Papa Juan Pablo II fue a recogerse y a orar en las tumbas de San Luis María de Montfort y de la Bienaventurada María Luisa de Jesús en Saint-Laurent-sur-Sèvre (Vendée). Por su vida y por sus obras, María Luisa de Jesús revela un mensaje de gran actualidad: promoción integral de la persona humana y servicio a los más pobres, por amor a Jesucristo-Sabiduría.
Teodora e Didimo ou Dimas, Santos
Mártires em Alexandría, Abril 28
Teodora y Didimo o Dimas, Santos
Teodora y Didimo o Dimas, Santos

Mártires em Alexandría Abril 28

Etimológicamente significa “don de Dios” y “ doble, gemelo, compañero”. Vienen de la lengua griega. ¿Hijos pródigos? ¡Todos lo somos! Desde el fondo de tus servidumbre, volviéndote hacia él, no habrá más amargura en tu rostro. Su perdón se convierte en tu propio canto. Abandonarse a Cristo, darle la confianza, perdonar, todo es lo mismo, un mismo soplo de vida. Los dos murieron mártires en Alejandría en el año 304. Teodora quería mantenerse virgen. Pero las intenciones del gobernador no eran las mismas. Le concedió tres días de reflexión antes de que fuera condenada a vivir en una casa de prostitución. El gobernador le dijo:” ¿Ignoras que por voluntad del emperador las vírgenes consagradas que rehusan hacer sacrificios a los dioses, pueden ser deshonradas?. Lo sé, respondió Teodora, pero nunca haré sacrificios a los dioses. Te ruego que no deshonres a tu familia. Ella se mantuvo firme en su decisión. Un soldado, Dídimo, que había estado en la audiencia con el gobernador, fue a decirle: “Yo soy el primero”. Una vez que estuvieron solos, él le dio su uniforme de soldado y ella le entregó su velo. Así pudo escaparse. Los dos fueron perseguidos hasta que los encontraron. San Ambrosio de Milán cuenta que Teodora se presentó al tribunal para salvar a Dimas. Pero la suerte ya estaba echada. Los dos murieron martirizados por el terrible emperador Diocleciano. Se abandonaron a Cristo y, desde él, sacaron la fuerza necesaria para morir por la fe. ¡Felicidades a quienes lleven estos nombres!

Gianna Beretta Molla, Santa
Médica, esposa e mãe de familia, Abril 28
Gianna Beretta Molla, Santa
Gianna Beretta Molla, Santa

Médica, esposa e mãe de familia

Gianna Beretta nació en Magenta (provincia de Milán) el día 4 de octubre de 1922. Desde su tierna infancia, acoge el don de la fe y la educación cristiana que recibe de sus padres. Considera la vida como un don maravilloso de Dios, confiándose plenamente a la Providencia, y convencida de la necesidad y de la eficacia de la oración. Durante los años de Liceo y de Universidad, en los que se dedica con diligencia a los estudios, traduce su fe en fruto generoso de apostolado en la Acción católica y en la Sociedad de San Vicente de Paúl, dedicándose a los jóvenes y al servicio caritativo con los ancianos y necesitados. Habiendo obtenido el título de Doctor en Medicina y Cirugía en 1949 en la Universidad de Pavía, abre en 1950 un ambulatorio de consulta en Mésero, municipio vecino a Magenta. En 1952 se especializa en Pediatría en la Universidad de Milán. En la práctica de la medicina, presta una atención particular a las madres, a los niños, a los ancianos y a los pobres. Su trabajo profesional, que considera como una «misión», no le impide el dedicarse más y más a la Acción católica, intensificando su apostolado entre las jovencitas. Se dedica también a sus deportes favoritos, el esquí y el alpinismo, encontrando en ellos una ocasión para expresar su alegría de vivir, recreándose ante el encanto de la creación. Se interroga sobre su porvenir, reza y pide oraciones, para conocer la voluntad de Dios. Llega a la conclusión de que Dios la llama al matrimonio. Llena de entusiasmo, se entrega a esta vocación, con voluntad firme y decidida de formar una familia verdaderamente cristiana. Conoce al ingeniero Pietro Molla. Comienza el período de noviazgo, tiempo de gozo y alegría, de profundización en la vida espiritual, de oración y de acción de gracias al Señor. El día 24 de septiembre de 1955, Gianna y Pietro contraen matrimonio en Magenta, en la Basílica de S. Martín. Los nuevos esposos se sienten felices. En noviembre de 1956, Gianna da a luz a su primer hijo, Pierluigi. En diciembre de 1957 viene al mundo Mariolina y en julio de 1959, Laura. Gianna armoniza, con simplicidad y equilibrio, los deberes de madre, de esposa, de médico y la alegría de vivir. En septiembre de 1961, al cumplirse el segundo mes de embarazo, es presa del sufrimiento. El diagnóstico: un tumor en el útero. Se hace necesaria una intervención quirúrgica. Antes de ser intervenida, suplica al cirujano que salve, a toda costa, la vida que lleva en su seno, y se confía a la oración y a la Providencia. Se salva la vida de la criatura. Ella da gracias al Señor y pasa los siete meses antes del parto con incomparable fuerza de ánimo y con plena dedicación a sus deberes de madre y de médico. Se estremece al pensar que la criatura pueda nacer enferma, y pide al Señor que no suceda tal cosa. Algunos días antes del parto, confiando siempre en la Providencia, está dispuesta a dar su vida para salvar la de la criatura: «Si hay que decidir entre mi vida y la del niño, no dudéis; elegid -lo exijo- la suya. Salvadlo». La mañana del 21 de abril de 1962 da a luz a Gianna Emanuela. El día 28 de abril, también por la mañana, entre indecibles dolores y repitiendo la jaculatoria «Jesús, te amo; Jesús, te amo», muere santamente. Tenía 39 años. Sus funerales fueron una gran manifestación llena de emoción profunda, de fe y de oración. La Sierva de Dios reposa en el cementerio de Mésero, a 4 kilómetros de

Gianna Beretta Molla, Santa
Gianna Beretta Molla, Santa
Magenta. «Meditada inmolación», Pablo VI definió con esta frase el gesto de la beata Gianna recordando, en el Ángelus del domingo 23 de septiembre de 1973: «una joven madre de la diócesis de Milán que, por dar la vida a su hija, sacrificaba, con meditada inmolación, la propia». Es evidente, en las palabras del Santo Padre, la referencia cristológica al Calvario y a la Eucaristía. S.S. Juan Pablo II la canonizó el 16 de mayo de 2004. Reproducido con autorización de Vatican.va

http://es-catholic.net/santoral Recolha, transcrição e tradução parcial de António Fonseca